Agradecimientos

En esta nueva etapa de Tú También Puedes empiezo solo y únicamente con el apoyo de los que me pedían que volviese. Si hay que agradecer a alguien es a todos esos que durante estos años de ausencia me habéis recordado que tenía un blog, que os gustaba leerme, que os gustaría saber más, que las cosas buenas requieren esfuerzo. Gracias por recordarme que Yo También Puedo.

________________________________________________________________________________________

Si tuviese que agradecer a todos los que han hecho posible este blog habría que empezar por ese hombre primitivo que aprendió a encender fuego, pero no os preocupéis, no voy a irme tan atrás.

Mi mayor agradecimiento es para Unred, la Red social para Alumnos de la UNED. Allí fue donde empezó este blog y si no es por la ayuda de José Luis Bernal probablemente no estaríais leyendo estas líneas. Unred ha sido un apoyo, un conjunto fiel de lectores y una ayuda con los problemas que han ido surgiendo. Así que GRACIAS.

También me gustaría agradecer a mi preciosa novia por su ayuda, apoyo, correcciones ortográficas (para mi vergüenza) y continuas críticas (constructivas) y paciencia. GRACIAS.

A mis padres por impulsarme a pensar libremente; pero sobre todo a mi madre, que se siente terriblemente orgullosa de que su hijo escriba un blog aunque nunca lo ha leído. GRACIAS.

Y en último lugar, aunque no menos importante, a ti que lees esto, visitas este blog y me dedicas tu tiempo. GRACIAS